Siempre en viernes

$13.00

Como en las demás situaciones de mi vida que marcaban nuevos retos, viernes siempre fue el día decisivo: la llegada de Natalia a Puerto Rico, el nacimiento de mis hijos biológicos, la primera parálisis facial de Natalia, el nacimiento de nieto, el entierro de mi madre, mi divorcio.

Año: 2020 | Páginas: 116 

Publicación independiente

Reviews de clientes

Basado en 1 review Escribir un review