Reseña787: Los pasteles de abuela

Por: Rosimar Cruz Vias | Libros787.com

Dicen que el amor entra por la cocina, y cuando se trata de las abuelitas este dicho es aún más acertado.

Además de ser un espacio de unión familiar, la cocina es uno de los rincones dentro del hogar donde se fomenta la cultura y tradición y, a su vez, se crean costumbres y actividades que perduran años y pasan de generación en generación.

Una de las épocas donde estas tradiciones se manifiestan alrededor de Puerto Rico es en diciembre, donde las familias se unen para crear los platos típicos navideños que tanto distinguen al sabor boricua: pasteles, arroz con gandules, morcilla, etc.

A través de la experiencia de la niña Amapola, su abuela Cuca, su hermano, sus padres y abuelos, la escritora y educadora puertorriqueña Raquel Álamo Feliciano cuenta la historia de una tradición: Los pasteles de abuela.

Llegada la navidad, Álamo Feliciano relata uno de los días que más disfruta Amapola, el día de unirse como familia e ir a casa de su abuela a preparar pasteles, todos juntos. Siendo la gastronomía un elemento representativo de cada país, Los pasteles de abuela es una lectura que une, no solo a la familia dentro de la historia, sino a todas las familias fuera de Puerto Rico, que buscan reconectar y sentirse un poco más cerca de la isla.

Junto a la magnífica ilustración realizada por el maestro de arte Rick Lipsett, Los pasteles de la abuela es un libro ideal para todos los niños y niñas en y fuera de la isla, porque los conecta a sus tradiciones y raíces, a la vez que fomenta la unión familiar y destaca una de las cosas que diferencia a Puerto Rico, el sabor boricua.

Artículo anterior Día número diez, otro más para la historia

Deja tu comentario

Todo comentario deberá ser aprobado antes de ser publicado.

* Campos requeridos